31 julio 2013

San Ignacio de Loyola



Que mejor ocasión que la fiesta de san Ignacio para recordar su oración: “Tomad, Señor y recibid”. En ella se expresa su experiencia y espiritualidad de totalidad en el ofrecimiento de todo lo que somos y tenemos. Una osadía para los tiempos que corren pero que puede inspirar tu propia vida. Enlazar a la canción

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada